Pisotean hasta la muerte a cuatro crías de gato en El Saladillo

8
54268

Las Redes Sociales se han hecho eco de un nuevo episodio de maltrato animal que ha ocurrido esta semana en El Saladillo. Una gata ha dado a luz en las calles de esta barriada algecireña, y después un grupo de delincuentes se ha dedicado a amedrentar a este animal y sus crías. Cuatro cachorros fueron pisoteados hasta morir y tres han resultado heridos, uno grave al que le han arrancando una pata. 

Después de dar a luz y ser atacados tan salvajemente, la gata, de color gris, se refugió con sus cachorros heridos bajo un vehículo. A unos metros yacían el resto de sus crías que habían sido agredidas brutalmente hasta la muerte.
Sin embargo, a pesar de este desgarrador episodio, el ser humano es capaz de lo más cruel y lo más maravilloso al mismo tiempo. Dos jóvenes algecireñas, Misabel Díaz y Milagros, son las protagonistas del capítulo más noble y humano de esta historia. Las jóvenes recibieron un aviso alertando de lo sucedido y no dudaron en trasladarse hasta el lugar para actuar y aportar su granito de arena.
“Nos desvivimos por los animales callejeros, organizamos mercadillos solidarios y vendemos manualidades para recaudar dinero y poder alimentar a nuestros animales. También esterilizamos a las colonias de gatos con el dinero de nuestro propio bolsillo, sin ayuda de nadie”, nos cuenta Misabel, que es nodriza voluntaria en la perrera de Los Barrios. “Todo bebe que entra intento salvarlo. Ahora mismo tengo 25 gatos y 19 perros rescatados a mi cargo“, añade.
En estos momentos, la gata se recupera favorablemente junto a las tres crías que han logrado sobrevivir a este ataque. Sin duda, el final feliz de esta historia ha sido posible gracias a la nobleza y humanidad de personas como Misabel y Milagros.

8 Comentarios

  1. Son las dos caras de la moneda que es la humanidad. Por un lado bondad y amor y por el otro la peor de las bajezas. La escoria que hace que este mundo muchas veces sea asqueroso. Bien podrían las madres de estos subseres habérselo pensado antes de dar vida a semejantes monstruos.

  2. Yo soy de una proyectora. Y cuando voy a ponerle pipetas a los animales abandonamos hay gente que me increpa insulta y amenaza. Por echar de comer. Esterilizar y cuidad a animales en desamparo mucho de ellos echados a la calle cuando dejan de ser crías. Por desgracia en el campo de Gibraltar es uno de los sitios donde más maltrato animal he visto de todos los destinos donde he estado. Hay gente maravillosa como estas chicas pero también auténticos monstruos sin alma y estos últimos son tantos que hay un claro desequilibrio educacional.

  3. ¡Menos mal que estas chicas llegaron porque si no los torturan y matan a todos! Gracias por vuestra obra de rescatistas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here